16 May

Diez mandamientos para tener el vientre plano todo el año

La Operación Bikini debería sustituirse, según los expertos, por un reto para todos los días

El verano está a la vuelta de la esquina y muy pronto llegará el momento de volver a usar la ropa que deja a la vista los excesos del año anterior.
Para poner el cuerpo a tono para la primavera, aquí exponemos diez recomendaciones de los expertos para mantener el abdomen plano durante todo el año.
1. Evitar las bebidas carbonatadas. Las bebidas con gas, incluso cuando no contienen azúcar ni calorías, son causantes de la inflamación del vientre y de la acumulación de aire en la zona abdominal.
2. Menos chicle. El chicle, aunque no se ingiera ni tenga azúcar, es un enemigo del abdomen plano. Al masticarlo, el cuerpo ingiere aire, lo que causa la hinchazón del estómago y mucha sensación de incomodidad.
3. No usar pajitas. Al igual que masticar chicle, usar pajitas para beber hace que el cuerpo se hinche e ingiera una gran cantidad de aire junto con el líquido.
4. Nada de edulcorantes. La mayoría de los edulcorantes que se usan para sustituir al azúcar en bebidas, dulces y postres son muy difíciles de digerir. Por eso, estas sustancias son algunas de las principales causantes de la mala digestión y la hinchazón del abdomen.
5. Más frutas y menos batidos. En todos los planes de nutrición se recomienda tomar al menos cinco piezas de fruta al día, pero se debe tomar en cuenta que las frutas así como son ricas en fibra, también contienen azúcares. Por eso, al tomar batidos de frutas la fibra se destruye y lo que queda es la glucosa.
6. Cuidado con algunas ensaladas. Algunos ingredientes que son comúnmente usados en platos saludables pueden hinchar el vientre: coliflor, brócoli, frijoles o alubias, entre otros.
7. Hacer amistad con la fibra. La fibra es muy importante para mantener el sistema digestivo activo, así que no puede faltar en una dieta saludable.
8. Comer más lento. En la guerra contra acumular aire en el estómago, un hábito que se debe adoptar es el de comer más lento, masticar bien la comida y no engullir los alimentos. Esto da sensación de saciedad y evitas comer de más.
9. Tomar mucha agua. Una cantidad suficiente de agua al día asegura un funcionamiento adecuado del sistema digestivo y evita la retención de líquidos que se acumulan en el abdomen. Los nutricionistas recomiendan ingerir al menos dos litros de agua al día.
10. Caminar, correr o pedalear. Para evitar que el metabolismo se vuelva más lento es importante mantener la actividad física diaria. Lo ideal es hacer alguna actividad que acelere el ritmo cardiaco y estimule la quema de grasa durante, al menos 30 minutos al día.

22 Ago

Desvelan la ‘llave maestra’ de la obesidad

Un mecanismo genético controla la predisposición a ser obeso; los investigadores han visto que se puede modificar con las técnicas de edición del genoma actuales, lo que abre una nueva vía de prevención y tratamiento de esta epidemia

La obesidad se ha convertido en uno de los mayores retos de salud pública del siglo 21 en todo el mundo, donde ya afecta a más de 500 millones de personas, y contribuye a trastornos potencialmente mortales como las enfermedades cardiovasculares, la diabetes tipo 2 y el cáncer.

Aunque son muchos los enfoques dirigidos a prevenirla y a paliar sus efectos, las previsiones no son muy prometedoras, ya que se espera que el número de personas con sobrepeso u obesas siga en aumento. Pero es posible que, si se confirman los datos de un estudio que se publica en «The New England Journal of Medicine», en un futuro cercano haya un nuevo enfoque para prevenir e incluso curar la obesidad. Un estudio dirigido por investigadores del MIT y de la Escuela de Salud Pública de Harvard (EE.UU.), gracias al análisis de los circuitos celulares implicados en la asociación entre genes y obesidad, han identificado un nuevo mecanismo que controla el metabolismo humano al promover que nuestros adipocitos o células grasas, almacenen la grasa o la quemen.

Dieta y ejercicio

Tradicionalmente se ha considerado la obesidad, explica el autor principal del trabajo, Manolis Kellis, «como el resultado del metabolismo de un desequilibrio entre la cantidad de alimentos que comemos y el ejercicio que hacemos, pero este punto de vista ignora la contribución de la genética de cada individuo».

De todos los genes que se han relacionado con la obesidad, el más famoso es el FTO. Desde su descubrimiento en 2007, ha sido sometido a un intenso escrutinio, pero la mayoría los estudios no han logrado encontrar un mecanismo que explique explicar cómo las diferencias genéticas en la región o alelo del gen FTO se asocian con la obesidad.

Así, explica otra de las investigadoras, Melina Claussnitzer, algunos estudios han tratado de relacionar la región FTO con los «circuitos cerebrales que controlan el apetito o la propensión al ejercicio», pero según nuestros resultados FTO actúa principalmente en las células progenitoras de adipocitos de una manera independiente del cerebro. El trabajo demuestra la existencia de una ‘sala de control’ en las células progenitoras de los adipocitos humanos, lo que sugiere que las diferencias genéticas pueden afectar el funcionamiento de las reservas de grasa humana.

Para estudiar los efectos de las diferencias genéticas en los adipocitos, los científicos recogieron muestras de tejido adiposo de voluntarios europeos sanos que son portadores de la versión de la región genética asociada al riesgo de obesidad y de otro grupo que poseían el alelo que no está vinculada con dicho riesgo. De esta forma vieron que en los primeros se activa una región de control importante en las células progenitoras de los adipocitos, localizadas en dos genes, Irx3 y Irx5.

Es decir, según los expertos, Irx3 y Irx5 actúan como los controladores ‘maestros’ de un proceso conocido como termogénesis, con el que los adipocitos disipan la energía en forma de calor, en lugar de almacenarla como grasa. La termogénesis puede ser desencadenada por el ejercicio, la dieta o la exposición al frío, y se produce tanto en adipocitos marrones (grasa marrón) ricos en mitocondrias que están relacionados con el desarrollo muscular como en adipocitos de color beige (grasa blanca) que están vinculados con los adipocitos blancos de almacenamiento de energía.

Claussnitzer recuerda que los primeros estudios sobre la termogénesis se centraron en la grasa marrón, que desempeña un papel importante en los ratones, pero es prácticamente inexistente en los adultos humanos. Sin embargo, añade, «esta nueva ruta controla la termogénesis en las más abundantes reservas de grasa blanca y su asociación genética con la obesidad indica que afecta al balance global de energía en humanos».

Baile de letras

Además, los investigadores han podido verificar que basta una sencilla diferencia genética de un solo nucleótido para que aumente el riesgo de obesidad. Así, en los individuos de riesgo se sustituye una timina (T) por una citosina (C), lo que provoca que la desactivación de la región de control y enciende los genes Irx3 y Irx5: el resultado es el apagado de termogénesis, que conduce a la acumulación de lípidos y, en finalmente, a la obesidad.

Gracias a la tecnología CRISPR / Cas9, que permite realizar cambios precisos a una secuencia de ADN, los investigadores pudieron cambiar la firma genética de delgados y obesos en pre-adipocitos humanos. Es decir, bastaba con cambiar la C por la T en individuos de riesgo para desactivar los genes Irx3 y Irx5, restaurando así la termogénesis y apagando los genes de almacenamiento de lípidos.

Los resultados podría tener importantes implicaciones terapéuticas. En primer lugar, señala Kellis, «puede permitir la edición del genoma como una vía terapéutica para los individuos portadores del alelo de riesgo», dice Kellis. Pero lo más importante, subraya, es que «los circuitos celulares descubiertos podrían permitir controlar el ‘interruptor maestro metabólico’ tanto en los individuos de riesgo como en los que no lo son y así contrarrestar el entorno o el estilo de vida, factores que contribuyen a la obesidad». De momento los investigadores ya lo han conseguido en células humanas y de ratón.

Fuente : ABC

17 Jun

16 alimentos quemagrasas naturales

Come los siguientes 16 alimentos quemagrasas con regularidad, y perderás grasa casi sin esfuerzo. Una forma eficaz de perder peso es hacer una alimentación saludable automática.

La siguiente lista de alimentos  quemagrasas naturales pertenecen a una dieta muy efectiva y “aplanadora” que te ayudará a bajar de peso, creada por David Zinczenko, editor de la revista Men’s Health.

Los 16 mejores alimentos quema grasa son quemagrasas saludable y totalmente naturales. Si es posible, lo importante sería evitar las “píldoras quema grasas” que pueden tener efectos secundarios desagradables para bajar de peso y sobre la salud en general.

La dieta Abs explica cómo conseguir un vientre plano con el consumo de estos alimentos naturales, y serán los que incluiremos en esta lista. Procura buscar alimentos orgánicos, que no sean GMO y que estén libres de químicos. Estamos tratando de mantenernos más saludables con este plan quemagrasas, y pensar de una manera funcional considerando todos los aspectos para ello,  hace que nuestro objetivo sea doblemente productivo.

Cuales son estos alimentos quemagrasas naturales

1. Las almendras y otros frutos secos

Las nueces y las almendras, en particular, ayudan a suprimir el apetito. Cuando no estás tan hambriento, puedes comer menos calorías y por lo tanto vas a perder peso. De acuerdo con la Dieta Abs, comer dos onzas de almendras (unas 24 nueces) es suficiente para disminuir el apetito.

Además de comer los frutos secos, puedes agregar las nueces picadas a las ensaladas, cereales, yogur natural, etc.

2. Los frijoles

Los frijoles y otras legumbres. Debido a su alto contenido en fibra y bajos en calorías, los frijoles de todo tipo son uno de los alimento quemagrasas naturales más eficientes. La fibra que estos contienen hace que puedas sentirte lleno lo que hará que consumas menos calorías con el resto de la comida.

También contienen altas cantidades de proteínas y hierro que también ayudan con la pérdida de grasa. Los mejores granos son la soja, frijoles pintos, garbanzos, frijoles blancos, frijoles negros, frijoles blancos, frijoles y habas. Incluyo generalmente un puñado de frijoles cocidos en la ensalada que come cada día en lugar de una comida.

3. La espinaca

La espinaca y otros vegetales verdes. Al igual que los frijoles, los vegetales verdes son bajos en calorías y altos en fibra. Ellos te ayudarán a sentirse lleno, por lo que comerás menos.

Los vegetales verdes también son muy ricos en vitaminas, minerales y otros nutrientes incluyen la espinaca, el brócoli, la lechuga romana, rúcula, berros, escarola y hojas de mostaza, entre una serie de vegetales más que son efectivos quemadores de grasas naturales.

4. Consume calcio para quemar grasa

Los productos que contienen calcio son quemagrasas naturales y muy eficientes, puedes ver como conseguir calcio más allá de la leche. El calcio es una sustancia quema de grasa, quizás uno de los más poderosos quemadores de grasa en este lista de alimentos. Un estudio de la Universidad de Tennessee encontró que la dieta de aquellas personas que consumían mayores cantidades de calcio, perdieron el doble de peso que los demás.

El calcio no sólo quema la grasa corporal, sino que también ayuda a prevenir la formación de grasa. Para ello deberás evitar el consumo de alimentos que se venden como una fuente de calcio puramente y que además son muy altos en grasas.

5. Harina de avena

La harina de avena instantánea (sin azúcar, sin sabor). La avena es otra fantástica fuente de fibra, lo que ayuda a sentirse satisfecho por más tiempo. No sólo eso, un estudio en Penn State demostró que la avena estabiliza los niveles de azúcar en la sangre más que la mayoría de otros alimentos. Eso significa que no tienes hambre otra vez durante mucho tiempo.

Mi primera comida del día es por lo general un pequeño tazón de una avena rápida, simplemente hecho con la harina de avena, sin azúcar, o con sólo un poco de stevia y sólo con agua para no agregar ningún otro ingrediente que pueda sumarle grasa.

6. Huevos

Se solía pensar que debías evitar los huevos debido a su alto contenido de colesterol. Pero la investigación ahora indica que el consumo de uno o dos huevos al día no va a aumentar el colesterol en absoluto. En el lado positivo, los huevos tienen el más alto valor biológico de la proteína que cualquier otro alimento.

Esto significa que los huevos aportan a tu cuerpo la proteína necesaria, lo que ayuda a construir músculo que a su vez ayuda a quemar grasa. Los huevos también son ricos en vitamina B12, un nutriente esencial para quemar la grasa en tu cuerpo.

7. Pescados y ácidos grasos omega 3

Es recomendable el consumo de pescados magros ya que se necesita más energía para digerir las proteínas que los carbohidratos o las grasas. Eso significa que los alimentos ricos en proteínas son quemagrasas naturales. Añadir más de las variedades magras de carnes como el pescado “graso” a tu dieta es una buena alternativa.

Puede sonar extraño que debas comer pescado “graso” para quemar grasa. Pero el salmón y otros pescados llamados “graso” contienen altos niveles de ácidos grasos omega 3 y estos ácidos grasos, son los quemadores de grasa naturales que necesitas.

Un estudio en el British Journal of Nutrition encontró que los ácidos grasos omega 3 reducen la masa de grasa en su cuerpo, a través de un mecanismo desconocido. Otras investigaciones muestran que los pescados grasos causan menos hambre y te hacen sentir más satisfecho, por lo que comererás menos calorías durante el día.

Además de salmón, otros pescados ricos en omega 3 incluyen la caballa y el arenque.

linaza quemagrasas naturales

8. La linaza un quemagrasas ideal

La linaza también es alta en ácidos grasos omega 3 y es uno de los quemagrasas más recomendados. Así que técnicamente la linaza podría necesitar un artículo aparte en esta lista de 16 alimentos quema grasa.

El British Journal of Nutrition encontró que la linaza contiene también “lignanos”. Los lignanos son un nutriente quemagrasa natural que se demostró en un estudio que ayudó a las mujeres para tener un menor índice de masa corporal y menos grasa en general. Puedes encontrar más información aqui sobre la linaza.

9. La mantequilla de maní

La mantequilla de maní , natural y sin azúcar probablemente es el más sorprendente de los 16 alimentos quema grasa, la mantequilla de maní puede ayudarte a perder peso. Pero debes consumirla con moderación y sólo mantequilla de maní natural que no tenga azúcar añadido.

De acuerdo con la Dieta Abs, la mantequilla de maní es alta en grasas monosaturadas saludables que ayudan a los músculos a crecer y de esta manera ser un quema grasa natural muy recomendable. Limítate a tres cucharadas o menos al día.

10. Aceite de oliva

Un estudio de la Universidad de Illinois encontraron que aquellos que consumían aceite de oliva antes de una comida, comieron 25% menos de calorías que otros que no lo hicieron.

El aceite de oliva ayuda a perder grasa porque el alto nivel de grasas monosaturadas que contiene reduce los antojos de alimentos con grasa y ayuda atener más control en el consumo de estos alimentos. Puedes cocinar con él, usarlo en ensaladas.

11. Cereales integrales

La fibra que contienen los cereales integrales ayuda a mantener los niveles de insulina bajos. Esto evita que tu cuerpo cuerpo almacene grasa.

Deja de usar productos de pan blanco que tienen toda la fibra y los nutrientes removidos debido al proceso de refinamiento. Para quemar la grasa, es recomendable el pan o cereal con granos enteros o  el trigo entero solamente. El arroz integral es también otro de los quemagrasas  naturales y saludables.

12. Suero de leche

El suero de leche tiene la mayor cantidad de proteína con la menor cantidad de calorías que cualquier alimento que puedas encontrar. La proteína del suero es probablemente mi favorito de los 16 alimentos quema grasa, porque es fácil de usar y también ayuda a construir músculo.

Puedes consultar aquí como hacer tu propio suero de leche sin necesidad de agregar lácteos y de manera muy saludable.

La proteína de suero, al igual que todas las formas de la proteína, quemagrasas naturalmente porque tu cuerpo tiene que utilizar mucha más energía para digerir las proteínas de otros alimentos. El mejor uso de la proteína del suero es mezclarla en un batido.

Bien, así que estos son los primeros 12 de los 16 alimentos quemagrasas que puedes incluir en tu dieta hoy mismo. Pero aún tenemos tres más para un total de 16 alimentos quemadores de grasa y naturales.

Vamos a añadir tres los más importantes para hacer 16 alimentos quema grasa.

Los siguientes alimentos también han sido comprobados por la investigación científica que son muy beneficiosos para fomentar una mayor pérdida de grasa, ya sea por reducción directa de la grasa en el cuerpo, por la disminución de apetito, o mediante el aumento de la velocidad a la que puedes quemar las calorías.

13. Frambuesas y otras bayas

La fibra y pectina que se encuentra en bayas ayuda a sentirse satisfecho por más tiempo. Así se quema grasa disminuyendo la cantidad total de calorías que se come lo contrario.

Las bayas contienen una gran cantidad de azúcar natural. Así que trata de no comerlas en exceso.

14. El té verde uno de los quema grasas naturales más usados

El té verde contiene sustancias químicas especiales llamadas “catequinas” que ayudan a quemar grasas de manera saludable y natural, mientras que le aporta al organismo una serie de beneficios indispensables para mejorar la calidad de vida.

Según un estudio de Journal of Nutrition, catequinas, el té verde consigue quemar las grasas de dos maneras. El té verde no sólo puede ayudar a acelerar el metabolismo (por lo que se queman más calorías, incluso mientras estés sentado), sino que también aumentan la velocidad a la que tu hígado quema la grasa.

La cantidad recomendada de té verde para el buen efecto de la quemagrasas es de cuatro a seis tazas al día. En vez preparar una taza de té, puedes preparar suficiente cantidad para llenar una botella y estar sirviendo durante el día.

15. Vinagre de sidra de manzana

Estudios recientes han demostrado que el vinagre de sidra de manzana, activa las enzimas en tu cuerpo que descomponen la grasa. Es importante saber esto, ya que es muy usado el vinagre y el aceite de oliva como aderezo en las ensaladas y allí puedes aprovechar sus beneficios para quemar grasas.

Así que no sólo estoy evitando la grasa al no usar un alto en calorías, alta en grasas vestirse como queso francés o azul, el apósito que he estado usando en realidad ha aumentado mi velocidad de combustión de grasa debido al vinagre. Yo uso de vinagre blanco destilado que se puede encontrar en cualquier tienda de comestibles, pero vinagre de vino tinto o de otras variedades debería tener el mismo efecto.

16. Las manzanas y las peras

Estas dos frutas contienen altos niveles de una sustancia química que actúa como quemagrasas naturales llamada “flavonoides”.

El American Journal of Clinical Nutrition encontró en uno de sus estudios, que las mujeres que a menudo comían manzanas y peras aumentaron su tasa de utilización de la energía (o sea la quema de calorías) y la velocidad a la que quemaron grasa.

Así que asegúrese de agregar té verde, vinagre, y las manzanas y peras a tu lista de compras para sumarlos a tu dieta.

Aumentar el efecto de estos quemagrasas naturales

Un recomendación es que comiences por comer al menos dos porciones de cada tipo cada semana y que además, incluyas la actividad física, que siempre será recomendada para mejorar la salud en general.

Con estos alimentos no sólo vas a quemar más grasa, también estarás en el camino hacia mejorar tu salud, ya que estos alimentos además de actuar como quema grasas, también contienen importantes vitaminas y minerales, fibra, antioxidantes y otros nutrientes necesarios para una mente y un cuerpo sanos.

29 May

Come sano para evitar la celulitis

 La celulitis, esa ‘piel de naranja’ compuesta de agua, toxinas y grasa que se acumula en determinadas zonas del cuerpo, es un problema que se puede prevenir o disminuir con una dieta adecuada. Una vez más, la alimentación es fundamental para estar guapa este verano.

Siempre que se acerca el buen tiempo y las ropas más ligeras se imponen en el vestuario, la celulitis vuelve a ser un tema recurrente de conversación y, en muchas ocasiones, la razón para lanzarse a hacer dietas drásticas, de cara al tiempo de playa. 

Aunque es cierto que estos cúmulos de grasa o celulitis resultan difíciles de eliminar una vez instalados, también es verdad que una dieta adecuada, combinada con la práctica de ejercicio físico (cardiovascular, de tonificación y de musculación de piernas, glúteos y caderas) puede evitar que vaya a más, e incluso puede conseguir que se reduzca. 

Controlar la alimentación

La alimentación es un aspecto fundamental si se quiere plantar cara a la celulitis. La retención de líquidos es uno de los factores que más contribuye a su aparición y, en este sentido, se debe seguir una dieta baja en sal, grasas saturadas y, sobre todo, en azúcares de absorción rápida como los dulces o las bebidas gaseosas y azucaradas. 

Comer sin sal combate la retención de líquidos y se favorece la eliminación de éstos, pero no permite eliminar grasa o adelgazar, porque lo que se pierde es agua. En cuanto al azúcar, es preferible que lo sustituyas por edulcorantes o por miel. Debes evitar, asimismo, los alimentos refinados (cámbialos por aquellos que son integrales), los procesados sin fibra y la comida rápida. 

Es importante eliminar las grasas saturadas que se encuentran en los embutidos, algunos aceites vegetales, los productos lácteos y algunos de sus derivados, como la nata o la mantequilla (sin olvidar que la margarina es grasa saturada artificial) y sustituir las carnes rojas más grasientas por otras blancas o rojas sin grasa, cocinadas preferentemente a la plancha. 

En ocasiones, se tiende a eliminar la cena para así ingerir menos alimentos, pero esta práctica no es muy recomendable, porque lo que provoca es que el organismo reaccione disminuyendo su tasa metabólica para protegerse de la falta de nutrientes a la que se ve sometido. De esta forma, y contrariamente al objetivo deseado, lo que se consigue es que se quemen menos grasas y que cada vez cueste más adelgazar. Tampoco es conveniente basar la dieta exclusivamente en el consumo de ensaladas  y frutas, porque nuestro cuerpo necesita una alimentación diversificada. 

No hay que olvidar que el café y el tabaco favorecen la aparición de celulitis, por lo que es mejor evitar su consumo. 

Sí a verduras y frutas

Un error que se comete con frecuencia es eliminar de la alimentación diaria los productos ricos en hierro, cuando es precisamente esta falta la que favorece la aparición de celulitis y luego dificulta su eliminación. En este sentido, las verduras y las hortalizas deben ser uno de los pilares de esta dieta, porque son depurativas, aportan vitaminas y minerales, y tienen propiedades antioxidantes. En cuanto a la fruta, aunque es totalmente aconsejable para incrementar la fibra, sí conviene controlar la cantidad que se ingiere porque sus azúcares se transforman en grasas con facilidad. En este sentido, algunas variedades, como la manzana verde, son menos dulces. No olvides incluir el pescado en tu dieta, excelente para controlar el colesterol porque aporta proteínas sin grasas saturadas.

Hay que seguir una alimentación rica en potasio (la encuentras en alimentos como las berenjenas, setas, endibias o en frutas como los plátanos) y tomar infusiones que ayuden a eliminar líquidos, como el té verde o la salvia. En este sentido, las infusiones de cola de caballo también ayudan, y la lecitina de soja es un complemento muy beneficioso. 

Un elemento que no debe faltar en la dieta es el consumo de productos lácteos para evitar la osteoporosis. Eso sí, si de lo que se trata es de evitar el consumo de grasas saturadas, conviene que estos productos lácteos sean desnatados o que tengan un bajo contenido en grasa. Por último recuerda que el agua es fundamental y su finalidad es que el cuerpo no llegue a sentir sed y ayude a depurar el organismo. Por eso se recomienda beber dos litros a lo largo del día y comenzar la jornada bebiendo un vaso de agua en ayunas.

01 Abr

¿Estas a dieta y subes de peso?

Uno de los problemas más graves debido a la sociedad actual y sus patrones, es el hacer siempre dieta, pero esta ya no nos hace disminuir, por el contrario des balancea nuestro organismo sin reducir más la grasa, desacelera nuestro metabolismo y lo más grave: nos hace retener líquidos. ¿Como reconocer el problema a tiempo? Los nutricionistas te aclaran sobre el tema, antes que sea tarde.

La gran mayoría de las personas ha experimentado el hecho de hacer dietas una y otra vez sin tener resultados, cuando este proceso se repite demasiadas veces, se produce un click en el organismo que altera de manera significativa nuestras vidas y es el hecho de condenarnos a vivir siempre haciendo dietas porque tenemos la sensación de estar hinchados, o que no bajamos de peso, entonces exageramos mas en nuestra dieta, pero como no mantenemos el equilibrio correspondiente entre nutrientes se produce el efecto inverso: estamos en dieta pero empezamos a engordar.

Muchas veces se puede tratar de retención de líquidos, tal vez metabolismo estancado o simplemente rompimos la barrera del equilibrio y ahora el organismo almacena todo tipo de alimento convirtiendo todo inmediatamente en grasa.

La solución y la explicación a este problema es muy sencillo. Para empezar solo es importante reconocer si estamos cometiendo algún error en cuanto a nuestra alimentación.

Uno de los principales errores es hacer dietas sin considerar el equilibrio entre los nutrientes. Las dietas deben de tener un equilibrio no solo entre grasas, proteínas y carbohidratos, también lo debe guardar entre vitaminas y minerales. Estos en las proporciones adecuadas evitan que nuestro metabolismo cambie.

El metabolismo cambia radicalmente cuando consumimos alimentos sobretodo harinas o solamente carnes, (muchas de las personas lo hacen cuando comen fuera de casa) es aquí cuando el cuerpo piensa que está en periodo de ayuno y da la orden de almacenar todo lo que entre en la digestión lo más rápido posible ya que no se sabe cuándo volverá a recibir los nutrientes adecuados, entonces la cadena que utiliza la fase de quema de combustible ya no lo hace normalmente, este toma la vía las larga para transformarse en energía, si a esto le añadimos que a veces nos saltamos una comida y a la siguiente nos embutimos llega un momento tal de desequilibrio que nuestro cuerpo altera muchas de las vías normales de quema de energía y empieza a utilizar nuestros músculos como fuente de energía. Es en esta etapa donde empezamos a retener líquidos, a pesar de comer poca sal, de estar en dieta y de hacer ejercicios no bajamos de peso. El único motivo es que ya alteramos todas las funciones metabólicas.

Muchas personas se quedan en esta etapa y por ese motivo pasan toda la vida haciendo dietas sin tener resultados largos o sostenibles en el tiempo.

La mejor forma de hacer una dieta de reducción es manteniendo un equilibrio en las preparaciones de manera tal que no falta ningún nutriente, pero que la cantidad de calorías sea menor que las calorías que se gastan. Este es un arte que es muy fácil de aprender si se conocen las principales reglas.

En Herbalife tienes la ventaja de contar con la asistencia nutricional de dietistas especializados en el tema, los cuales gustosos te orientarán hacia una alimentación de reducción totalmente equilibrada, a parte cuentas con el programa Rápido Comienzo el cual te brinda dietas que puedes manejar a tu gusto, todas ellas saludables y a tu gusto para que el hecho de estar en dieta no sea sinónimo de sacrificio.

27 Dic

Nutrición Celular

Un estilo de vida saludable y activo comienza con estar en tu peso ideal.

Maximiza tu salud con Nutrición Celular.

Por medio de la Nutrición Celular ayudamos a nutrir tus células con nuestras mezclas exclusivas de nutrientes vegetales con vitaminas, antioxidantes y minerales para apoyar las funciones celulares. De esta manera, como parte de una dieta sana, nuestros productos entregan nutrientes a las células de todo el cuerpo. Las células constituyen la unidad básica del cuerpo humano, y te dan el poder para hacer todo: desde pensar hasta crecer.

Por ejemplo, nuestros productos están formulados para apoyar la  salud de los villa, que son las pequeñísimas vellosidades que recubren la pared intestinal y actúan como “guardianes” ayudando a su organismo a absorber más nutrientes, vitaminas y minerales y protegiéndolo al mismo tiempo contra las toxinas. Entre mas saludables se encuentren los villa, mayor será la eficiencia con las que tus células pueden absorber nutrición y mas saludable estarás.

Herbalife maximiza la Nutrición Celular por medio de formulas científicas únicas, a base de mezclas selectas de ingredientes de alta calidad y métodos empleados para preservar su valor nutritivo. De esta manera personalizamos nuestros programas para que respondan a las necesidades particulares de cada persona.

¡Y esa es la ventaja Herbalife!

 

08 Nov

El Índice Glucémico:

Cómo escoger los carbohidratos de forma sabia.
La energía de liberación lenta ayuda a reducir el hambre y evita la insana costumbre de picar antes de las comidas.
Los carbohidratos suelen clasificarse en “simples” o “complejos”. Los complejos son aquellos que liberan su energía lentamente y los simples son los que la liberan de forma rápida. Esta división es importante para cualquiera que siga un programa de control de peso, ya que la energía de liberación lenta ayuda a reducir la sensación de hambre y a evitar picotear aperitivos poco recomendables.
Desde que David Jenkins, de la Universidad de Toronto, lo ideó en 1981, el Índice Glucémico (IG) ha sido punto de referencia como forma de clasificar los carbohidratos por la velocidad a la que aumentan los niveles de azúcar en sangre (respuesta glucémica). Las comidas con un “IG elevado” se convierten en azúcar rápidamente, provocando picos y caídas de azúcar en sangre que conducen a cambios de humor y un aumento de peso. Los alimentos con un IG bajo se convierten en azúcar de forma gradual, liberando la energía de forma estable, ayudando así a reducir el apetito y controlar el peso…
Hay que tener en cuenta que el IG de los alimentos puede verse afectado por numerosos factores, como por ejemplo,

  1. el procesado – cuanto más se cocina un alimento y cuanto más pequeño se trocea, más alto es su IG;
  2. al madurar la fruta se incrementa el valor de su IG;
  3. la variedad de fruta o verdura (por ejemplo: manzana para cocinar y manzanas de postre);
  4. mezclar alimentos con IG alto y con IG bajo produce valores de IG moderados, y
  5. el ritmo al que una persona digiere los alimentos varía durante el día. Los ritmos de digestión difieren de una persona a otra.

Así que, aunque el IG puede ser una guía útil a la hora de elegir alimentos, resulta difícil calcular de forma precisa el IG de un alimento. Además, en 1983 se llevó a cabo una nueva investigación acerca de los valores del IG al compararlos con los valores originales de David Jenkins, y se comprobó que diferían.
Recientemente, se ha introducido un nuevo sistema de medida conocido como Carga Glucémica que ha sido popularizado por Walter Willett y sus colegas de la escuela de Salud Pública de Harvard. Este concepto considera que la respuesta glucémica del organismo depende tanto del tipo COMO de la cantidad de carbohidratos consumidos, y sugiere que las personas pueden controlar su respuesta glucémica consumiendo alimentos bajos en IG y/o restringiendo la ingesta de carbohidratos.
Además hay que tener en cuenta que por desgracia, ningún sistema tiene en cuenta las calorías ni el contenido graso de los alimentos, que para algunos alimentos con IG bajo como los cacahuetes, es elevado.

21 Jul

Nutrición Inteligente ¡Siente la diferencia!

 

  
Cada día, Herbalife usa su concepto de nutrición inteligente para ayudar a millones de clientes de todo el mundo a alcanzar sus logros personales en cuanto a bienestar, vida saludable y estilo de vida activo. Disponemos de tres productos principales como base de la nutrición inteligente, que aportan beneficios significativos cuando se usan a la vez:

Fórmula 1 – un sustitutivo de comidas para un control de peso efectivo y alimento completo

Fórmula 2 – ayuda a conseguir el 100% de la ingesta diaria recomendada de vitaminas y minerales cuando se usa junto con la Fórmula 1 y las tabletas de Salvado y Hierbas.

Salvado y Hierbas – ayuda a apoyar y facilitar el proceso digestivo cuando se usa junto con la Fórmula 1 y la Fórmula 2.

Estos productos complementarios apoyan un óptimo bienestar dentro del ámbito de una dieta equilibrada y un estilo de vida activo y saludable.

Al mismo tiempo que es un producto de control de peso ideal, la Fórmula 1 ofrece una variedad de beneficios nutricionales a multiplicidad de personas incluyendo personas amantes del fitness, aquellas con estilos de vida ocupados y activos y a una audiencia especialmente consciente de llevar una vida saludable:

Fórmula 1 – principales beneficios:

  1. Repleta de vitaminas y minerales clave para ayudar a conseguir la Cantidad Diaria Recomendada [CDR]
  2. Menos de 220 calorías para ayudar a controlar la ingesta calórica
  3. Alta cantidad de fibra para ayudar a apoyar una buena digestión
  4. Contiene saludable proteína de soja:
  • para ayudarte a sentirte lleno durante más tiempo
  • para ayudarte a mantener tus niveles de energía
  • para ayudarte a formar musculatura como parte de tu programa de fitness
29 May

La Importancia de la Figura

Por  David Heber, M.D., Ph.D., F.A.C.P., F.A.C.N.
Presidente del Grupo Consultor de Nutrición y del Grupo Científico de Herbalife

¿Cuál es su figura?

 

Usted puede pensar que lo sabe cuando se mira en el espejo, o tal vez puede estar demasiado ocupado(a) tratando de cubrir esas áreas fuera de forma para en realidad verse a sí mismo(a) como es. ¿Sabe cuánta grasa está cargando, comparada con cuánto músculo? ¿Sabe en dónde tiende usted a ganar peso–en la parte de arriba del cuerpo, en la de abajo o en la mitad? Hasta que sepa las respuestas a estas preguntas usted no está listo(a) para hacer un plan personal de pérdida y mantenimiento de peso. Entender a su cuerpo es el primer paso para alcanzar su mejor forma personal. Como alguien que enseña tanto a doctores como al público sobre la obesidad, creo que la pérdida de peso ha sido sobre valorada y la figura del cuerpo menospreciada. Usted ha leído probablemente sobre el Índice de Masa Corporal (BMI), el cual es el índice de relación entre el peso y la altura. Si su BMI es mayor a 25, se considera sobrepeso en los E.U.A, y si es mayor de 30, se considera obesidad. Este índice ha sido una poderosa herramienta para que los científicos documenten la epidemia de obesidad en este país y sus efectos en la salud y enfermedad. Sin embargo, cuando llega a usted como individuo, puede ser motivo de confusión. Un jugador de football americano puede considerarse con sobrepeso en la escala BMI, pero si el peso extra es músculo, en realidad él no está gordo. Una mujer delgada puede tener un BMI normal y aún así tener grasa de más. Entonces, la figura importa.

 

Las figuras son personales y van más allá de la típica manzana y la pera. Las mujeres pueden tener tres típicas figuras de cuerpo–gordura en la parte superior, en la parte inferior o en ambas. Los hombres usualmente sólo engordan de la parte superior. La parte superior del cuerpo acumula grasa en tiempos de estrés y algunas personas pueden perder o ganar peso con mucha rapidez en esta parte. La gordura en la parte inferior del cuerpo de las mujeres responde a las hormonas femeninas como el estrógeno y la progesterona, y acumula grasa cuando se amamanta a un recién nacido. Las mujeres que tienen sobrepeso tanto arriba como abajo lo perderán primero de la parte superior. Las mujeres con más grasa en la parte superior del cuerpo tienden a tener más músculo que las mujeres con más grasa en la parte inferior, y necesitarán más proteínas en su dieta para ayudar a controlar su

hambre. Perder peso es más difícil si usted tiene sobrepeso en la parte inferior, pero los beneficios médicos de perder su sobrepeso en la parte superior del cuerpo son mejores. Perder peso alrededor del cuello, la cara, el pecho y la cintura usualmente viene acompañado de una pérdida de grasa en el interior también. Así que mientras se ve mejor, también está mejorando su salud tremendamente.

 

Finalmente, hay dos figuras de cuerpo más a considerar: La figura que usted puede cambiar y la figura que no puede cambiar. Es importante saber la diferencia y trabajar sobre la figura que sí pueden cambiar, mientras ajusta su guardarropa y actitudes a la figura que no puede cambiar. Debido a un metabolismo lento, muchas mujeres con grasa en la parte inferior del cuerpo no pueden perder peso con tan sólo reducir el consumo de calorías. Estas células de grasa en la parte inferior son resistentes tanto al ejercicio como a la dieta. Sólo un programa personalizado puede ayudarle a asegurarse que usted obtiene suficientes proteínas para controlar los antojos y construir o mantener la masa muscular.

29 May

Escape de la Trampa de la Dieta Baja en Grasa

Desde que comenzó la moda “bajo en grasa”, las estadísticas muestran que nos hemos vuelto más y más gordos.

Sólo porque la comida es baja en grasa no significa que no tiene calorías. Despierte a las “buenas grasas” y reduzca la grasa de su cuerpo, no de su dieta.

Hoy en día los estantes de los súper mercados están repletos de comida que atrae a los dietéticos con las palabras “BAJO EN GRASA.” Pero así como los conscientes cuidadores del peso llenan sus carritos con comida baja en grasa semana tras semana, muchos descubren este hecho alarmante: ¡su peso está aumentado!

Engordando sin grasa

Desde el inicio de la moda “bajo en grasa”, las estadísticas muestran que los estadounidenses se han vuelto más y más gordos. Aunque nos han enseñado a pensar en la grasa como la culpable en la batalla por la pérdida de peso, es claro que ésta es sólo una parte del panorama general de la dieta. Sólo porque la comida es baja en grasa no significa que no tiene calorías. Mucha comida baja en grasa en realidad tiene altos niveles de calorías de azúcar y carbohidratos. Y estas calorías, cuando se consumen en exceso, se convierten en la única cosa que nos han enseñado a evitar–grasa!

Reduzca la grasa de su cuerpo, no de su dieta

Irónicamente, para poder quemar grasa y perder peso, usted necesita una cierta cantidad de grasa de buena calidad. Es por eso que el programa de control de peso ShapeWorks™ señala la importancia de una dieta bien balanceada que incluye suficientes “grasas buenas”, como aquellas encontradas en el pescado y el aceite de oliva, junto con los bocadillos y batidos suplementarios y altamente nutritivos de Herbalife.

Evitando la moda de bajo en grasa y dando a su cuerpo la nutrición completa que necesita con los suplementos y productos de control de peso ShapeWorks™ de Herbalife, usted perderá peso constantemente y se sentirá más saludable mientras lo hace.